calera3La forma de obtener la cal consistía en la cocción de piedras calizas en hornos.

Por lo general, un horno de cal -o calera- era una pequeña estructura de mampostería refractaria con una boca de carga y una bóveda interior constituida por piedras calizas colocadas ordenadamente y a la que se prendía fuego una vez cargada de fajos de leña a modo de combustible.

La orografía del valle de Roncal permitía que las caleras, a diferencia de otros lugares, se construyesen contra un talud o ribazo, lo que favorecía su carga y su vaciado por parte del calero.